Música

Doce nominaciones por su música, César Benito no quiere acostumbrarse al éxito

Quién le iba a decir a César Benito, un ingeniero que creía imposible ganarse la vida como compositor, que su trabajo sería reconocido con doce nominaciones entre premios nacionales e internacionales por la banda sonora de "El tiempo entre costuras".
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario
  • Doce nominaciones por su música, César Benito no quiere acostumbrarse al éxito Doce nominaciones por su música, César Benito no quiere acostumbrarse al éxito EFE

  • Última hora

Quién le iba a decir a César Benito, un ingeniero que creía imposible ganarse la vida como compositor, que su trabajo sería reconocido con doce nominaciones entre premios nacionales e internacionales por la banda sonora de "El tiempo entre costuras".

Acaba de probar la miel del éxito pero no quiere acostumbrarse. "¿Eres consciente de que vas a enamorar a media España con tu música?". El jefe de César Benito no se equivocaba en sus predicciones. Este productor y compositor musical es uno de los candidatos a los premios Iris de la Academia de las Ciencias y las Artes de Televisión en la categoría de mejor música por su trabajo en "El tiempo entre costuras".

Esta serie española ya se emite en Italia, pronto lo hará en países como Canadá, México o Alemania y ha sido la catapulta del prestigio para César Benito, quien prefiere no crearse expectativas "porque uno nunca sabe cómo va a funcionar un producto" y los desengaños no son plato de buen gusto, declara en una entrevista con Efe.

¿Su pasión? "Contar historias con música", aunque no siempre lo tuvo claro. "Mi madre me inculcó conocimientos musicales desde muy joven, me encantaba tocar el tambor de pequeño y me aficioné a la guitarra con 15 años, pero nunca pensé que fuera posible ganarme la vida como músico". Nada más lejos de la realidad.

"Aquí está el título de ingeniero pero no quiero saber nada más de ingeniería". Así reaccionó tan pronto como terminó una carrera que le costó "sangre, sudor y lágrimas".

Se sumergió en el mundo de la música "con un ansia inusitada" y aterrizó en Boston para especializarse en bandas sonoras cinematográficas, una experiencia que recuerda con mucho cariño: "Quería meterme en Broadway como compositor de musicales, pero me abrieron la puerta de un universo nuevo del que me enamoré".

Después de una época plagada de conciertos, cortometrajes y premios, César Benito dio el salto a Los Ángeles convencido de que "sería la continuación del éxito de Boston", pero no: "fue caer en un pozo sin fondo". Nadie dijo que fuera fácil.

Al verse completamente solo, pensó que ya era hora de buscar contactos. "Empecé a tocar el piano en hoteles o restaurantes, dar clases particulares a niños y trabajar gratis en pequeños proyectos cinematográficos". Hasta que llegó "Mia Sarah", su primera película como compositor de banda sonora.

Más tarde llegó el largometraje "Ways to live forever" y series como "La chica de ayer", "Los protegidos" o "El tiempo entre costuras", los cuatro proyectos de los que se siente más orgulloso.

Aunque asegura que Estados Unidos ofrece "una infraestructura muy bien organizada, sueldos mucho más altos y más oportunidades" para compositores, pone el foco en la "época dorada" que ahora vive la música cinematográfica y televisiva en nuestro país. "España sí es un país para artistas", zanja.

Otra de las grandes ventajas de Los Ángeles es el ambiente de trabajo. "No les da rabia que seas extranjero, pues te tratan como a un americano más. Lo único que importa es el talento. Es sorprendente pero no hay envidias".

Pero sí hay competencia, y mucha. "Viene gente de todo el mundo que quiere lo mismo que tú" y pone toda la carne en el asador hasta conseguirlo, matiza.

Tras cinco meses de promociones, entregas de premios, proyectos de futuro y festivales de música en España, César Benito se plantea vivir a caballo entre Los Ángeles y Madrid. "Venir a España es una bocanada de aire fresco. Echo de menos el calor de la gente, mi idioma y la comida", admite.

No oculta su verdadero sueño: "Me muero de ganas de hacer un musical. Mi meta es acabar en Broadway para poder morir tranquilo", bromea.

Series como "Vive cantando" o "El incidente" y la película "La importancia de las cosas" son algunos de sus próximos proyectos. Además, está nominado a cuatro premios "Goldspirit" del Festival Internacional de Música de Cine "Provincia de Córdoba", entre otros.

Habrá que esperar a la ceremonia de los premios Iris que mañana retransmite TVE para saber si César Benito es uno de los grandes triunfadores de la noche.

Marina Valero

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario