Los espectaculares vestidos de Taylor y Karlie

Moda

La moda quita protagonismo a la música en los Brit Awards

  • El londinense The O2 Arena acogió una de las galas más glamurosas del invierno.
  • La caída de Madonna en el escenario fue uno de los momentos más comentados de la noche.
  • Los Brit Awards unieron música y moda

Tras la resaca de los Oscar, las red carpets continúan y este miércoles hemos vivido una de las más esperadas de la época invernal. El O2 Arena de Londres acogió la entrega de los Brit Awards y reunió a lo mejor de la música y la moda en un mismo recinto.

En los últimos meses hemos asistido a alfombras rojas en las que las modelos toman el poder pese a no estar nominadas en ninguna categoría, y estos galardones no iban a ser menos.

Cara Delevingne y Karlie Klossdemostraron que son dos de las tops del momento con dos estilos completamente diferentes y pisaron la alfombra roja con un poderío a la altura de cualquier estrella de la música. 

La primera asistió vestida de una manera muy informal con un pantalón pitillo negro, camisa de topitos en granate y negro, chaleco de estilo boho, sandalias de plataforma y un sombrero de ala ancha. Un total look muy original y muy de su 'rollo' firmado nada menos que por Saint Laurent.

Queen D lució además un color de pelo más oscuro (casi castaño) que el que ha llevado en los últimos tiempos, peinado suelto y con ligeras ondas surferas de lo más hippies.

Por su parte, Karlie Kloss, la Best Friend Forever de Taylor Swift y uno de los ángeles de Victoria's Secret (sólo hasta finales de este año) optó por un vestidazo de Tom Ford para esta primavera. Era un vestido blanco largo entallado con un original corte en los hombros a modo de hombreras futuristas en color negro. Karlie también lució sandalias negras como Cara.

Pero como era una entrega de premios musicales no faltaron las super estrellas de la música. La más espectacular de la noche fue sin duda Taylor Swift, que eligió un modelo de Roberto Cavalli con el que estaba radiante. El vestido era negro, de corte sirena y larga cola con la parte delantera muy sobria y una gran dragón rojo recorriendo la espalda y parte de la falda por detrás.

Taylor llevaba un recogido bajo lateral muy informal y se soltó la melena para salir después al escenario a recoger uno de los premios. Para su actuación, Taylor volvió a lucir piernas con unos shorts de talle algo y top en color negro.

Por los Brit Awards también pasaron otras celebrities de renombre. No se perdieron la fiesta Orlando Bloom (que no sabemos muy bien qué pintaba allí), vestido con vaqueros y camisa denim y americana negra; dos ex Spice (Mel C y Emma Bunton) y otras cantantes como Rita Ora o la exitora Ellie Goulding, encargada de poner banda sonora a '50 sombras de Grey'.


Aviso a todas las mujeres: "La Noche es Nuestra"