Moda

Cuando el amor y el ser cool van unidos: las parejas con más estilo

  • Dani Alves y Joana Sanz han sido los últimos en sumarse a la lista de parejas fashion, pero además se han intercambiado los papeles: ahora dani también hace de modelo. 
  • El futbolista posa delante de la cámara con la misma soltura que su chica, que ganó el Premio L'Oréal a Mejor Modelo en la penúltima edición de la MBFW Madrid. 

"Dos que duermen en el mismo colchón se vuelven de la misma condición", dice muy sabiamente el refranero español. Y en cuestión de moda, las celebs dan buena cuenta de ello. 

Cada uno de sus looks dicen mucho de ellos y se nota la influencia de unos en los otros. Los hay clásicos, como Amal Alamuddin y George Clooney, o hispters como Brad Pitt y Angelina Jolie y luego quienes se sirvieron de sus parejas para depurar su estilo y ser unos trendsetter, como es el caso de Kim Kardashian y Kanye West, Paula Echevarría y David Bustamante o David y Victoria Beckham. 

Analizamos con lupa el estilo (aquí, en imágenes) de las parejas más cool de momento.

Joana Sanz y Dani Alves

Se están intercambiando los papeles. A Dani Alves siempre le ha gustado marcar la diferencia y la mejor prueba de ello son las gafas de sol que suele llevar -de su propia marca- y los trajes con los que suele sorprender en la gala del balón de oro.

No contento con sus posados casual en su Instagram, ahora también se ha animado a seguir el ejemplo de su chica, que fue Premio L'Oréal a Mejor Modelo en la penúltima edición de la MBFW, que acaba de compartir una imagen en las redes sociales que haría temblar al mismísimo David Beckham en calzoncillos yu que puedes ver aquí

David y Victoria Beckham

Los más fashion. Derrochan estilo por dondequiera que vayan y parte del mérito lo tiene Victoria, la spice posh que cambió el fondo de armario del jugador de fútbol de moda. David era un chico guapo, pero la moda no era lo suyo hasta que Victoria le asesoró. Dejó de llevar las mechas rubias, se dejó barba de tres días y se aficionó a llevar americanas. Ya era todo un gentleman. 

Victoria destacaba sobre el resto de las Spice Girls. Nunca se bajaba de sus sandalias con tacón de aguja y su must have eran las faldas de tubo, una prenda que continúa siendo la estrella de su fondo de armario. 

Ambos han sabido sacar partido a su lado más fashion. David ha protagonizado varias campañas publicatarias para H&M o Belstaff y Victoria se ha convertido en una reputada diseñadora que desfila en la Semana de la Moda de Nueva York.

Su gusto por la moda también se lo han inculcado a sus hijos. Romeo Beckham acaba de protagonizar el spot de Navidad de Burberry y Harper Seven es una niña coqueta que no pierde detalle de los desfiles de su madre desde el front row.

Paula Echevarría y David Bustamante

Son los David y Victoria Beckham españoles. El cántabro sufrió una transformación en su estilo muy similar a la de David cuando empezó con Victoria y mucho ha cambiado desde que se dio a conocer en 'Operación Triunfo' en 2001: bajó mucho peso, comenzó a ir al gimnasio y se cortó el pelo. 

La actriz es la reina del street style patrio. Combina a la perfección las prendas low cost con otras de firma, que le hacen mostrarse como una chica más. Desde hace un par de años escribe un blog, 'Tras la pista de Paula', en el que cuelga cada uno de sus looks. No tiene un estilo muy definido, a veces sofisticada, otras sporty o bohemia... Un día se enfunda un vestido de María Escoté ceñido con botines y otro, uno baby doll de Dolores Promesas. Pero si algo deja claro es que sigue las tendencias al dedillo. 

Kim Kardashian y Kanye West

A ellos no les van los términos medios. No son sencillos ni lo pretenden. Son excesivos y están encantados con serlo. Les gusta que se hable de ellos. 

Las curvas de la socialité la han hecho famosa en todo el mundo. Su derrière ocupa diariamente las páginas de las revistas e incluso se llegó a rumorear que se había puesto prótesis para parecer más voluptuosa, pero Kim lo desmintió con una radiografía. Está orgullosa de su trasero y no lo disimula. Cuanto más ceñidos sean los vestidos, mejor, aunque tiene una fiel aliada: la faja. 

Desde que Kim conoció a Kanye en 2011, sus looks se volvieron más 'casual'. Empezó a apostar por los pitillos, los salones de Louboutin (sus favoritos) y bolsos de Celine o Hermés. Aunque si hay algo que une a esta pareja es su admiración por las creaciones de Balmain, diseñador que también viste a la pequeña North West. 

"Amo su gusto y he aprendido mucho solo por los diferentes estilistas a los que me ha presentado. Pero lo difícil es cuando ellos se van y estoy sola, porque a veces encuentro complicado combinar prendas", comentó Kim Kardashian sobre su marido. 

Si la prenda imprescindible en el armario de Kim es el vestido lápiz, en el del rapero lo es la camiseta, que en ocasiones es más escotada que la de su chica.