Su primer best seller

Moda

Melania Trump ya marca tendencia como Michelle Obama: acaba de agotar su vestido del plagio

  • Lo llevó durante el discurso de la Convención Republicana hace un par de días, cuando se le acusó de plagiar al de Michelle en 2008. 
  • A la venta en el portal de moda de lujo Net-a-Porter por algo más 1500 euros, el vestido de silueta lápiz con mangas acampanadas lo firmaba Roksanda. 
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes
  • El estilo de Michelle Obama y Melania Trump en imágenes

Melania Trump ya tiene quien le copie todo lo que se pone. La esposa de candidato republicano a la Casa Blanca se acaba de estrenar como trendsetter y ha agotado su primer vestido, el del día más polémico para ella, es decir, el diseño que se enfundó hace dos días cuando pronunció su primer discurso como esposa de Donald Trump y en el que se le acusó de plagiar a Michelle Obama.

Con una dicción casi perfecta, su discurso tenía todos los papeles para marcar un antes y un después en la vida de la modelo eslovaca. Y claro que lo hizo, pero no fue por su verborrea, sino la similitud de su discurso con el que en 2008 pronunció la que todavía es la primera dama de Estados Unidos y por el look que lució.

Acostumbrada a ser el centro de atención por su pasado como modelo, Melania Trump quiso marcar la diferencia con un vestido blanco de estilo nupcial que se agotó a las 24 horas de que lo luciera. Melania ya ha experimentado en sus propias carnes lo que es ser una influencer como Kate Middleton, la reina Letizia o la mismísima Michelle Obama.

A la venta en el portal de moda de lujo Net-a-Porter por algo más 1500 euros, el vestido de silueta lápiz con mangas acampanadas lo firmaba Roksanda. Eso sí, aun le queda un largo camino hasta causar el mismo furor que Michelle Obama en los americanos, que logró que un vestido de Narciso Rodríguez color mostaza se agotara en menos de una hora después de llevarlo.

¿Malenia podrá ser alguna vez como Michelle?

Los estilos de la actual primera dama y de su posible sustituta no podrían ser más antagónicos. Aunque las dos conviertan sus prendas en best sellers, no compartirían nunca su armario -ni necesidad tienen-: las dos son sofisticadas, pero Michelle es más natural y eso lo demuestran en el maquillaje, Melania está más cerca de maquillarse como Kim Kardashian que como Michelle, y hasta el la forma de posar.

 De su pasado como modelo conserva esa gran habilidad para posar que está más cerca de la de una blogger que de una primera dama. Suele cruzar las piernas (y así parecen más estilizada) o de lado y se olvida que no está en una red carpet. Michelle lo hace con toda la naturalidad del mundo, como lo demostró en Madrid junto a la reina Letizia, a quien abrazó como si se tratara de una amiga más.