Mario Casas sorprendió con el pelo rapado y un traje que le sentaba como un guante

Mario Casas sorprendió con el pelo rapado y un traje que le sentaba como un guante