Comunicados

Las mejores dietas para deportistas

La alimentación es más importante de lo que pensamos. Se trata de ofrecerle al cuerpo justo aquello que necesita para mantenerse en pie y sano. Una buena alimentación es sinónimo de bienestar y salud, también nos ayuda a sentirnos mejor. Pero puede ser más complicado de lo que parece. Alimentarse bien no se trata simplemente de no comer muchas calorías o comida procesada, sino de saber exactamente qué necesita nuestro cuerpo y en qué cantidades. Esto es especialmente importante para todos aquellos que practican deporte, ya que forzamos nuestro cuerpo a gastar más, pero a la vez nos reporta unos beneficios extras a nuestra salud. Es importante conocer las dietas para deportistas que existen y saber cuál es la más indicada para ti.

¿Proteínas o carbohidratos? Pues bien, todo depende del tipo de fisiología y cuerpo que cada uno tenga. Lo más importante es no caer en tópicos y guiarse a través de los consejos de un experto. Lo primero que puedes hacer es informarte bien, leer mucho, encontrarás información en dietas online que te permitirán hacerte una idea de cuáles son las necesidades. Sin embargo, es esencial que consultes con un experto, un nutricionista en este caso, qué es lo que más te conviene a ti. Y siempre dependerá de tu forma física, tu estado de salud y sobre todo del deporte que practiques.

El 50 o 60% de la energía que utilizamos proviene de alimentos ricos en carbohidratos como el pan, el arroz, la pasta, los cereales, las frutas o las patatas, alimentos que se transforman en glucosa y que nos aportan mucha energía. Es importante pero no dejar de lado las proteínas y combinar todos los alimentos en su justa medida. Es recomendable ingerir las raciones de energía que se sugieren y variar las raciones de carbohidratos de acuerdo con las necesidades de cada uno. Es importante además llevar un control del peso para saber si lo estamos haciendo bien o no. El sobre peso no ayuda a nuestra salud pero pesar demasiado poco tampoco, podría ser sinónimo de falta de energía y a largo plazo de mala salud.

Entonces debemos optar por una dieta alta en carbohidratos complejos. Alimentos como los que hemos señalado antes han de estar presentes en nuestra dieta. Y alta también en líquidos, debemos mantener el cuerpo muy bien hidratado sobre todo antes, mientras y después de practicar deporte, es fundamental.

Es importante que nuestra dieta sea baja en grasas para no darle al cuerpo cosas que no necesita. Disminuir la grasa es positivo tanto si practicamos deporte como sino. Eso sí, no debemos obsesionarnos, pero tampoco es sano comer hamburguesa cada día para comer pensando que luego lo vamos a quemar al gimnasio.

Y por último debemos moderar la ingesta de proteínas y de fibra. Debemos ingerir proteínas pero no es necesario tomar complementos alimentarios sino suplirlo con algún alimento, como por ejemplo carne roja, pescado o huevo. La fibra tampoco es aconsejable para los deportistas ya que suelen necesitar ingerir más alimentos y la fibra nos ayuda precisamente a perderlo o a necesitar menos.