El golfista Tiger Woods tiene una preciosa casa en Miami en la que puede jugar al golf como cuando compite en los circuitos y que tuvo que arreglar el pasado año por el hundimiento en el terreno

El golfista Tiger Woods tiene una preciosa casa en Miami en la que puede jugar al golf como cuando compite en los circuitos y que tuvo que arreglar el pasado año por el hundimiento en el terreno