Celebrities

Sandra Ibarra asegura que lo más importante para la cura contra el cáncer es la investigación

Sandra Ibarra continúa ofreciendo toda su ayuda para la lucha contra el cáncer y lo hace con motivo del Día Internacional del Cáncer de Mama y es que como persona que lo ha sufrido sabe que es muy importante la prevención. En esta ocasión Sandra y su propia Fundación han colaborado con la iniciativa de #reciclavidrioporellas y ha asegurado que un gesto tan pequeño como ese puede ayudar mucho en la investigación.
  • Sandra Ibarra asegura que lo más importante para la cura contra el cáncer es la investigación

Sobre su experiencia personal, la periodista se mostró de lo más positiva y es que sabe que su recuperación fue todo un milagro. Consciente de la suerte que ha tenido en la vida, se toma cada día con el mayor positivismo posible y lo hace gracias a la ayuda de su pareja Juan Ramón Lucas y es que como ella mismo confesó es un pilar fundamental en su vida.

CHANCE: Nueva iniciativa y a repetir con ecovidrio.

Sandra Ibarra: Estas iniciativas son maravillas. Es un pequeño gesto y un gran compromiso. Todavía queda mucho camino por recorrer y con el gesto de reciclar se ayuda a la investigación del cáncer.

CH: Son ya muchos años de ayuda e iniciativas que lleva tu Fundación.

S.I: La Fundación lleva ocho años, pero yo personalmente 21 años entonces bueno, todo suma, quién me iba a decir a mí que iba a llegar hasta aquí, que íbamos a abrir tantos caminos, que cada vez hay más supervivientes. Yo fui la única de la planta que sobrevivió y no me imaginé que iba a poder cumplir tantos sueños.

CH: Es un orgullo.

S.I: Es una forma de vida, no es un trabajo. En la vida uno tiene unos sueños pero la vida te lleva por otros caminos y a mí me ha llevado por este camino que es maravilloso. En este tipo de proyectos te encuentras con lo mejor de cada casa.

CH: Todo llega a la gente.

S.I: Totalmente. Ver que no están solas, que se está visibilizando, que no es una enfermedad tan estigmatizada y todavía existe mucho estigma, hay personas que ocultan la enfermedad, mujeres que se ponen peluca para esconderse de las vecinas y de las amigas... bastante tenemos como para esconder estas cosas. En estos casos puedes ser víctima o protagonista, yo decía lo que me duela que me duela fuera de casa.

CH: ¿Cómo estás ahora en cuanto a salud se refiere?

S.I: Pues yo tengo mis revisiones anuales y estoy rara porque no me duele nada, me levanto por la mañana y tengo energía, los ojos los tengo perfectos que iba con gafas negras siempre, entonces son muchos milagritos juntos.

CH: Cuando llegan esas revisiones, ¿hay miedo?

S.I: Yo lo que digo con los pacientes en general es que hay pacientes que tres meses antes no duermen, yo siempre he dicho que no, pero sí que es verdad que la noche de antes estoy un poquito más inquieta pero suelo dormir muy bien a pierna suelta y con mi chico muy feliz. No hay miedo, pero sí que hay incertidumbre. A mí los médicos no me pueden dar el alta, pero yo me la di, un verano me encontré muy bien y dije me doy el alta física y psicológicamente. Me niego a vivir con miedo de que la enfermedad vuelva a aparecer, que eso le pasa a muchas enfermas. Pues no, no es cáncer, aquí estoy, estupenda y viviendo cada día.

CH: ¿Cómo son las revisiones?

S.I: Pues como las revisiones que tienes que tener tú y todo el mundo. La prevención es muy importante, no solo del cáncer, solo vamos al médico cuando duele, el comer bien, el dormir, el hacer deporte, los hábitos saludables...

CH: En este proceso, Juan Ramón Lucas, tu pareja, es una persona muy importante, unn gran apoyo...

S.I: No me importa que lo nombréis. Doce años juntos, compartiendo y las penas son la mitad y las alegrías son el doble con él al lado.

CH: ¿Formar una familia con él?

S.I: Ya hemos formado una familia, él tiene tres hijos, yo dos sobrinos, aporté dos perros también. Me llevo muy bien con mi suegra y él también. Familia moderna, cada uno aporta lo que tiene. Yo tampoco tengo claro que pueda tener hijos. Hubo un momento que existía la posibilidad, pero no hay doctrina, no se sabe si se despertaría algo que no se debe despertar. Es un proceso que todavía no está cerrado, me emociona hablar de ello porque me encantan los niños, soy de las que les puedo dormir a los niños, tengo buena mano con los bebés y a veces las injusticias de la vida. Soy una privilegiada, estoy viva, estoy trabajando para que no les pase a otras mujeres y que se informe a las mujeres. Siempre digo que la infertilidad se cura con información.

CH: Da gusto escucharte y lo que haces. Al final has conseguido tu sueño.

S.I: Labor de todos juntos al final. Somos un equipo, muchas personas, me siento muy querida por mucha gente. No siempre es fácil pedir y tener fondos para desarrollar tu labor, pero me compensa por la satisfacción que me produce que una paciente me diga que ha empezado a comer porque he ido a verle.

CH: Es una maravilla y una alegría.

S.I: Estoy en un momento de mi vida... Siempre he aparentado estar mejor de lo que estaba. Ahora estoy bien y lo aparento, tengo esa energía. Antes tenía que sobrevivir y siempre estaba cansada y aguantaba y ahora no.

CH: ¿Cómo defines tu estado?

S.I: Con energía. La vida con mayúsculas. Cada momento de nuestra vida es un regalo y se nos olvida vivir. Ahora tienes la oportunidad de levantarte por la mañana y que no me duela nada, que pueda cumplir mi sueño, el mayor de los privilegios. Tenemos sanidad que nos curamos y se valora todo mucho más.

CH: ¿Se valora todo más?

S.I: No es que se valore. Eres feliz si quieres.

CH: El tema de la maternidad, podrías haberte quedado hundida. También está la adopción.

S.I: Estoy viva y he adoptado un perrito. Hay que elegir cómo vivir las cosas. Elegir de manera positiva y tenemos la oportunidad de cada día.

CH: Has elegido ser feliz.

S.I: Sí. Eso no quiere decir que hay días que también lloro y me enfado.


Aviso a todas las mujeres: "La Noche es Nuestra"