Esculpe el rostro con el contouring

Esculpe el rostro con el contouring

Con un buen contouring podemos perder hasta cinco kilos y que nuestro rostro parezca más esbelto. Aplicaremos el tono oscuro a ambos lados de la frente, bajo el pómulo y la mandíbula. Con el claro, iluminaremos el centro de la frente y la parte alta del hueso del pómulo. Acaba difuminando los contornos hasta que quede un acabado natural.