Decálogo saludable

Belleza

Diez consejos para que tu corazón esté más fuerte que nunca

  • Flora presenta el decálogo para cuidar el corazón, un conjunto de pautas a seguir para cuidar de nuestro corazón ahora que nos adentramos en el frío.
  • Desayunar bien, no abusar de la sal, realizar ejercicio... es hora de seguir algunos consejos saludables.
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario
  • Muy atenta para un verano más saludable

Las lluvias y el frío empiezan a estar presentes en nuestro día a día. Sin embargo, no por ello debemos dejar de cuidar nuestro corazón. Con motivo de la celebración de la Semana del Corazón, Flora presenta el decálogo para cuidar el corazón, un conjunto de pautas a seguir para cuidar de nuestro corazón ahora que nos adentramos en el otoño y en el invierno. La margarina Flora Original con omega 3 y 6 ha sido reconocida como producto adherido al Compromiso de Mejora por la Fundación Española del Corazón.

Así, la marca Flora, teniendo en cuenta la necesidad de cuidar al órgano más querido de nuestro cuerpo, subraya, a través de este decálogo, la importancia de aspectos como llevar unos hábitos de vida saludables, desayunar bien o realizar ejercicio con frecuencia. Y es que aunque llueva o haga mucho frío, nuestro corazón también merece que cuidemos su salud.  

¿Quieres cuidar a tu corazón? Sigue nuestros consejos:

1. Desayunar – El desayuno es una de las comidas más importantes del día, dado que hay que coger fuerzas para afrontar el día, por lo que no debemos pasarla por alto. Un vaso de leche semidesnatada, dos tostadas con pan integral o biscotes integrales untados con margarina Flora y una pieza de fruta son unos buenos elementos para hacer de este momento el más importante del día.

2. Comer variado y equilibrado – Para poder llevar una alimentación variada y equilibrada y así poder cuidar nuestro corazón, no debemos olvidar la importancia que reviste el omega 3 y 6. Por un lado, encontramos los omega 3 y 6 de origen vegetal, los cuales se caracterizan por cuidar nuestro corazón al controlar los niveles de colesterol y por estar presentes en aceites de semillas como el de girasol, en los frutos secos y en las margarinas. Por otro lado, cabe destacar los omega 3 de origen animal, los cuales se encuentran en el pescado azul como salmón, el boquerón o el atún.

3. No abusar de la sal – En muchas ocasiones ocurre que abusamos de echar sal a nuestras recetas. Es importante tener en cuenta que la reducción en la ingesta de sal nos ayuda a mantener unos niveles normales de presión arterial y consecuentemente a cuidar nuestro corazón. Algunas de las soluciones son: cocinar sin sal o con poca sal y sustituir ésta última por plantas aromáticas o finas hierbas.

4. Hacer ejercicio físico – El frío y la lluvia no deben ser un impedimento para la realización de ejercicio. Y es que disponemos de muchas alternativas para poder hacer deporte en esta época del año. Podemos acudir a un gimnasio, a una piscina climatizada, a un polideportivo o practicarlo al aire libre como el tenis o el running.

5. Realizar ejercicio en la oficina – Tengamos una agenda apretada o no, las horas que pasamos en la oficina también podemos convertirlas en ejercicio cardiosaludable. Ya sea caminando mientras hablamos por teléfono, subiendo las escaleras, o realizando ejercicios con las piernas como flexionar nuestros abdominales mientras estamos sentados.

6. Realizar ejercicio en casa cuando haga mal tiempo – Cuando llueve, hace frío o nieva, lo que más nos apetece del mundo es tumbarnos en el sofá, colocarnos una manta por encima y pasar la tarde viendo una película. Sin embargo, podemos aprovechar el intervalo de los anuncios para hacer estiramientos o ejercicios de piernas. En caso de que lo prefieras siempre puedes recurrir a la subida y bajada de escaleras. ¡Tu corazón te lo agradecerá!

7. Reforzar los hábitos saludables – Estamos en una temporada en la que todo vuelve a coger ritmo y por consiguiente el estrés y la presión aumentan. Frente a ello, debemos reforzar la realización de hábitos saludables como dormir bien, descansar, hidratarnos, pasear y hacer todo aquello que nos relaje.

8. ¡Tomar fibra! – No debemos olvidar que es fundamental que nuestra alimentación incluya fibra en cantidad suficiente. Una buena manera de asegurar que esté presente en tu alimentación es incluir frutas, verduras y hortalizas en tu alimentación diaria, así como escoger los alimentos integrales, como el pan, la pasta, el arroz o los cereales.

9. No nos olvidemos de los tentempiés – Tomar tentempiés es una opción ideal para poder reponer fuerzas durante el día. No obstante, con el fin de reducir la ingesta de sal y de mimar a nuestro corazón, ¿por qué no apostamos por la sustitución de los snacks salados por trozos de fruta, frutos secos o lonchas de jamón o pavo? Como acompañamiento podemos tomar un té o una infusión.

10. ¡Es hora de aplicar todos estos consejos y hacer un calendario! – El último consejo para cuidar el corazón es coger un calendario e ir apuntando, día a día, todos los consejos que hemos ido realizando. De esta manera, tendremos plena seguridad de que es estamos mimando a nuestro corazón y de que le estamos haciendo feliz.

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario