14 de noviembre Día Mundial de la Diabetes

Belleza

6 consejos bucales para enfermos de diabetes

  • Las personas diabéticas son más propensas a sufrir enfermedades periodontales que el resto. 
  • La glucosa favorece la creación de capa bacteriana que ataca a nuestros dientes y encías. 
  • Halle Berry

Las personas que sufren diabetes tienen un elevado nivel de azúcar en sangre, que les hace un 300% más propensas a sufrir enfermedades periodontales que un individuo que no presenta esta patología

Muchas personas se preguntan cómo se relaciona la diabetes con las enfermedades periodontales, y la respuesta es fácil, por la saliva. En esta también se encuentra presente el alto nivel de glucosa y al estar en contacto permanente con los dientes y encías, afecta directamente a su bienestar.

La glucosa favorece la creación de capa bacteriana que ataca a nuestros dientes y encías, debilitándolas y deteriorándolas hasta el extremo de que sangren, se inflamen o incluso pierdan las piezas dentales.

Entre los problemas más comunes que presentan los diabéticos, se encuentran las encías enrojecidas, doloridas, hinchadas, sangrantes o separadas de los dientes, hipersensiblididad en los dientes o aflojamiento de los mismos, mal aliento y cambios en la mordida.

Pero estas enfermedades bucodentales no son las únicas. La acumulación de placa bacteriana, la xerostomía o sequedad bucal y la infección por hongos, conocida como candidiasis bucal, son otras de las patologías a las que se exponen las personas diabéticas.

"En muchas de las revisiones bucales que realizamos, detectamos señales que indican que el paciente padece diabetes. La presencia de saliva espumosa y seca, y la irritación del tejido oral son signos de esta patología", explica el doctor Gustavo Camañas, Director médico de Vitaldent. Además, en caso de que no se traten adecuadamente estos problemas bucodentales, se puede poner en peligro el control de la diabetes.

Una enfermedad gingival severa afecta al control de los niveles de glucosa en sangre y favorece la progresión de la enfermedad. Asimismo, la pérdida dentaria, producida por los problemas de periodontitis, provoca que el paciente no mastique correctamente los alimentos, dificultando el seguimiento de una dieta saludable y equilibrada, lo que repercute en una menor disponibilidad de nutrientes y complicaciones en el control de la glucosa en sangre.

Para no llegar a estos extremos,Vitaldent recomienda seguir los siguientes consejos:

1. Mantener una buena higiene: cepillar los dientes después de cada comida, desayuno o merienda es la mejor forma de prevenir. ¿Los mejores aliados? Un cepillo de cerdas finas, dentífricos con flúor, colutorio y el hilo dental.

2. Beber agua durante todo el día: con el fin de que no pueda producirse la dañina capa de placa bacteriana.

3. Visitar cada seis meses al dentista: además de ayudarnos a prevenir y detectar posibles problemas a tiempo, puede controlar la evolución de la enfermedad y orientar sobre los tratamientos y productos más adecuados.

4. No fumar y controlar los niveles de glucosa: los enfermos de diabetes que fuman o no vigilan sus niveles de glucosa para que se mantengan estables incrementan las probabilidades de desarrollar problemas en dientes y encías.

5. Uso de dentadura postiza: extremar su higiene y su estado.

6. Tratamientos periodontales: en caso necesario, someterse a tratamientos periodontales con el fin de conseguir un adecuado estado del hueso y la encía para evitar la pérdida del diente.



Aviso a todas las mujeres: "La Noche es Nuestra"