¿Para ser bella hay que sufrir?

Belleza

Si Victoria Beckham y Kate Moss soportan toda la noche los tacones de aguja, tú también con estos consejos

  • Por mucho que lo deseemos, caminar con tacones nunca fue fácil ni cómodo. 
  • Esta temporada, las tiendas están repletas de zapatos con tacón muy alto y muy fino. Si quieres que el sufrimiento sea más llevadero, te decimos cómo. 

Sandalias de Eva Longoria

Que nadie se engañe, por mucho que nos empeñemos y deseemos, caminar sobre unos tacones de 12 centímetros nunca será como hacerlo con zapatillas. Cuando caminamos con calzado plano el metatarso, la parte delantera del piel, soporta el 43% del peso, mientras que la trasera, el 57%. Cuando llevamos unos stillettos de 10 centímetros, el 90% de nuestro peso cae sobre el metatarso. Una auténtica locura. 

Los stilettos son femeninos, elegantes y estilizan, pero tremendamente incómodos. Llegaron tímidamente a las tiendas el invierno pasado y tras ver las propuestas de la pasarela parece que tendremos stillettos para rato. 

Las largas horas subidas a unos tacones pueden provocar contracturas y molestias en gemelos, además las rodillas se sobrecargan. A continuación, os damos 7 trucos para hacer que el 'sufrimiento' sea más llevadero. 

1. Elegir tu número. Parece una tontería, pero hay quienes, para que no les apriete, compran un número, o medio, más del que les corresponde.  Al no estar el pie sujeto, se acaba produciendo fricción que te provocarán ampollas. Si has cometido ese error, puedes pegarte el pie al zapato con cinta adhesiva de doble cara.

2. No estar parada. Es preferible mover las piernas que estar quieta.

3. No descalzarse. Cuando te duelen los pies, se acaban hinchando y si te los quitas luego te costará más ponértelos. La sensación es horrible.

4. Usa almohadillas para el metatersal del gel.  Reducen la presión y el roce que produce dolor al caminar, sobre todo si se tienen durezas.

5. Pega unas plantillas metatersianas a  los zapatos. Van adheridas a la suela del zapato como si fueran unos filis y evitan que recaiga todo el peso del cuerpo en el metatarso. Las suelen poner los zapateros, pero también se pueden comprar por Internet.

6. Aplica un bálsamo revitalizador en los pies y en las piernas. Existen varios productos, uno de ellos es Stiletto Fix de NIP+FAB, que refresca las piernas y pies cansados con menta, glicerina y alantoína.

7. Escoge un tacón considerable. Pasar muchas horas de pie con unos tacones nunca será cómodo. Los más bonitos son los más altos, pero los expertos recomiendan que no superen los tres centímetros. 



Aviso a todas las mujeres: "La Noche es Nuestra"