La clave del éxito de los looks de Harper es que es una niña y viste como una niña

La clave del éxito de los looks de Harper es que es una niña y viste como una niña