El Ministerio Público afirma en su escrito que la empleada -fallecida en 1999- guardaba todas sus pertenencias en la casa de Lucía Bosé, lugar donde trabajó durante cincuenta años. Entre todos los objetos de Remedios T.M. se encontraba este dibujo del pintor malagueño titulado La Chumbera con dedicatoria incluida “para Reme” y fechado el 12 de febrero de 1963.

Ahora, el fiscal mantiene que Lucía lo habría vendido en 2008 por 198.607 euros sin entregar este dinero a los herederos de su empleada.