La exposición, comisariada por Cristina Carrillo de Albornoz y coordinada por Debra Smith, surge de un archivo de 30.000 piezas que en palabras del propio Blahnik cataloga como “las más emotivas de todas”.

CHANCE: ¿Qué tienen sus zapatos que enamoran tanto?

Manolo Blahnik: Es una cosa que no le puedo decir, es una cuestión personal. No sé lo que tienen, nunca pude saberlo pero algo tienen porque decía alguien a su colega que ponerse un zapato es un acto teatral y después como están bien hechos, pues duran.

CH: ¿Qué persona le ha hecho más ilusión que se ponga uno de sus diseños?

M.B: Son tantas que ya no me acuerdo de todas pero tengo un momento aquí cuando veo a Maribel Verdú caminando que digo es divina o a Paz o todas nuestras actrices que son geniales, no saben lo que tenemos en España de bellezas.

CH: ¿Uno se sigue emocionando cuando ve sus zapatos?

M.B: Claro que me emociono completamente.

CH: ¿Hay alguna persona que le gustaría que llevara sus zapatos?

M.B: No lo sé. Ahí me cogiste porque no tengo ni idea.

CH: La Reina ha llevado sus diseños.

M.B: En la boda sí que los llevó, de lo demás no sigo nada. No lo sé.