“Brindemos, por ahora sin alcohol pero con tu merecido trofeo, por todo el esfuerzo, dedicación, sacrificio y tantas horas de entrenamiento para estar a tan alto nivel. Tu vida es el fútbol y eso tiene un claro reflejo en el campo. Sigue así, luchando siempre, que yo estaré a tu lado amándote, dándote apoyo, cariño, tranquilidad y todo lo que necesitas al llegar a casa” escribía Georgina en su cuenta de Instagram compartiendo una imagen al lado del portugués en el que ambos salen agarrando el premio y añade: “En las buenas y en las malas, como no podría ser de otra forma. Te amamos y admiramos, campeón”. Una declaración de amor que coincide con la recta final de su embarazo, lo que no ha impedido que la bailarina se trasladase hasta Londres para apoyar a CR7.

Y es que Cristiano está en su mejor momento. No sólo por los numerosos éxitos laborales que cosecha, sino por la numerosa familia de la que siempre presume. Un sueño para el futbolista quien vive feliz junto a su novia, con la que espera su cuarto hijo que según lo previsto nacerá este mismo mes.