Una vuelta a la realidad marcada por todo lo que se está hablando acerca de su ruptura con David Bustamante. Las últimas informaciones apuntan a que la pareja podría estar discutiendo por el futuro de su domicilio familiar. El cantábrico, la casa donde hasta hace unos meses vivían como una familia feliz, estaría siendo el punto de desunión en esta separación.

Aún así, Paula hace oídos sordos a todo lo que se rumorea para continuar con su día a día. Feliz tras regresar del Festival de Televisión de Vitoria, la actriz de Velvet ha compartido varios vídeos en Instagram de lo más divertidos.

En la piscina de su casa con una colchoneta con forma de sandía, Paula Echevarría ha demostrado a todos que no hay nada que le pueda borrar su eterna sonrisa.