Sharon Stone comparte parte de la audición de Instinto Básico

La estrella cinematográfica, que cuatro años después obtuvo el Globo de Oro a Mejor Actriz por su trabajo en Casino, aseguró en una entrevista a Oprah Winfrey en 2014 que papel de la sensual escritora no fue fácil de lograr y que los honorarios alcanzaron los 500.000 dólares, una cantidad que a día de hoy parecería irrisoria.

“Se lo ofrecieron a 12 o 13 mujeres más que lo rechazaron”, resaltó la intérprete. Años después se supo que el papel fue rehusado por estrellas emergentes en aquel momento, como Julia Roberts, Kim Basinger o Meg Ryan, que se negaron a llevar a cabo escenas totalmente desnudas, con momentos de sexo y violencia totalmente explícitos.

El próximo 21 de agosto se cumplirá el 25 aniversario del estreno en España de la cinta de Paul Verhoeven, que se convirtió en uno de los mayores éxitos de taquilla en todo el mundo con una recaudación de más de 350 millones de dólares, una cifra muy a tener en cuenta ya que su producción ascendió a 50 millones.

La arriesgada apuesta de la de Pensilvania bien valió la pena porque el rol de la exitosa novelista no solo la convirtió en todo un sex symbol, sino que la transformó una estrella de Hollywood, ocupando medio siglo después un lugar privilegiado en la meca del cine.