Estos días la familia ha disfrutado de las playas de Ibiza y Formentera regalándonos unas auténticas estampas de felicidad que demuestran el buen momento que atraviesan.

A pesar de que Támara es muy opmitista, hay momentos en los que no puede evitar acordarse de la pérdida de su amigo Antonio, una de las personas más importantes de su vida. Una momento triste que coincidió con la gran alegría de su vida, la noticia de su embarazo.

La blogger y el futbolista llevan casi 7 años juntos y la pareja continua tan enamorada como el primer día y no dudan en expresarlo siempre que tienen oportunidad. Sin duda, Tamara y Ezequiel pasarán uno de los mejores veranos de su vida esperando la llegada del nuevo miembro de la familia.