Que nadie se engañe: ser un ángel de Victoria’s Secret cuesta. Aunque en la mayoría de los casos la genética juega muy a favor de las modelos, tener un cuerpo escultural es fruto de mucho esfuerzo. que no se ve en día a día pero que sí se demuestran sobre la pasarela. Alessandra Ambrosio, uno de los ángeles más emblemáticos y que aún sigue en activo, no ha dudado en hablar de cómo ha cambiado su cuerpo con el paso de los años.

Madre de dos hijos, logró recuperarse en tiempo récord de su primer parto. Se subió a la pasarela, como si nada hubiera ocurrido en su cuerpo, tres meses después de dar a luz, todo un reto. “No fue nada fácil recuperar la figura después del embarazo. Después de tener a Anja solo tuve tres meses para perder todo el peso. Seguí una dieta de 1200 calorías al día de un servicio de comida a domicilio. No podría volver a hacer algo así”,  reveló en una entrevista que ha concedido a la revista Edit.

A pesar del esfuerzo con la dieta (ha confesado que incluso le ponía de mal humor) y las duras jornadas de deporte, su cuerpo no ha vuelto a ser el mismo. “Tu cuerpo no volverá a ser nunca exactamente como era antes del embarazo, da igual lo que diga la gente. Es imposible”, señaló.

Sin embargo, para la modelo parece que los dos embarazos han tenido su lado positivo. “Creo que ahora yo tengo un cuerpo mejor que antes de tener niños. En parte porque ahora entreno”, aclaró.

¿Pero es cierto que cuerpo ha mejorado? Analizamos con lupa los cuerpos de cinco icónicos ángeles de Victoria’s Secret en esta fotogalería. 

  • Alessandra Ambrosio. Tras el parto de su hija, hizo una dieta muy estricta y practicó deporte seis días a la semana con su entrenador personal. “La gente me decía que adelgazaría pronto, pero una semana después de dar a luz aun tenía barriga”, confesó. ¿El resultado? Está más en forma que nunca, aunque siempre ha estado muy fibrada.

  • Gisele Bündchen.Tanto ella como su pareja siguen una dieta basada en alimentos frescos y orgánicos y el 80% son vegetales. La pareja básicamente se alimenta de vegetales, que forman el 80 % de su dieta; el resto es carne magra e hidraros de carbono. Con dieta tan estricta y mucho ejercicio la modelo, que fue mamá por primera vez el 9 de diciembre de 2009, tiene un cuerpo más tonificado que nunca.

  • Miranda Kerr. Con el parto de Flynn, la modelo ganó curvas y sus piernas parecen más musculosas.

  • Heidi Klum. La figura de la modelo no sufrió apenas cambios después de dar a luz a su primera hija, fruto de su relación con Flavio Briatore. El adbomen y las piernas parecen tan firmes en 2003 como en 2009.

  • Adriana Lima. El 16 de noviembre de 2009  se convirtió en mamá de Valentina. Antes del embarazo, no tenía una tripa tan firme como demostró en el último desfile de la firma de ropa interior en 2015.