En vísperas del puente de mayo, a los Reyes les ha tocado una jornada marotoniana de trabajo con varias audiencias. A primera hora de la mañana les visitó del Presidente de Egipto Abdel Fattah Al-Sisi y después doña Letizia recibió en Audiencia a los representantes ejecutivos de la Asociación “Hispania Nostra’ para la Defensa del Patrimonio Cultural Español y entregó el Premio Tomás Francisco Prieto 2014 a D. Jaume Plensa. 

Doña Letizia se enfundó el mismo vestido que llevó en su último viaje a Francia el pasado marzo, visita que se suspendió por el trágico accidente de la compañía aérea Germanwings en los Alpes. 

De tejido tweed y a la altura de la rodilla, la prenda de Felipe Varela se ceñía a su cuerpo con discreción e insimuaba las curvas de la esposa de Felipe VI. Como el día que lo estrenó, coordinó el vestido con unos salones de charol nude. 

La Reina ha estrenado también unos pendientes de oro y lapislázuli, muy elegantes y acordes con su estilo, que cada vez es más sofisticado.