A Alexa Chung no le ha hecho falta cambiar de año ni de estación para tomar una decisión importante, cambiar de look. Y sí, importante porque una it girl como ella se debe a su estilo, en el que el pelo es clave.

La socialité británica acudió al centro comercial londinense Westfield, donde firmó ejemplares de su libro ‘It’, y sorprendió a sus seguidores con un cambio radical de look.

Alexa, que lucía mechas californianas, ahora ha aclarado el tono de su pelo y lleva un color rubio ceniza. Además se ha cortado el flequillo, tal y como lo llevaba hace unos años.

Eso sí, a pesar de este giro en su aspecto, la actriz demostró que seguía derrochando estilo y que la opción es de lo más acertada porque estaba realmente favorecida.